Batacazo mundial

junio 26, 2014

Del manotazo con sabor a venganza de Holanda, pasando por la impotencia ante Chile para terminar con el trámite australiano. El camino de la selección en esta Copa del Mundo en la que defendía trono, ha sido tan efímero como desilusionante. No ha habido rastro del hambre ni de la ambición que Xabi Alonso echaba de menos, y que nos hizo campeones de todo en un lapso de 6 años. Los signos de decadencia de la que probablemente haya sido la mejor selección de todos los tiempos, se evidenciaron primero ante la Holanda de Louis Van Gaal y luego frente a ‘la otra Roja’; Chile.
Es cierto que el grupo en el que había quedado encuadrado España no era el más asequible del campeonato. Aún así, nadie pensaba que la actual campeona se despidiera a las primeras de cambio, sin siquiera participar en unos octavos donde ya tienen rival selecciones como Suiza, Grecia, Costa Rica o Nigeria, entre otras.

Sin embargo, no todo comenzó mal para el combinado de Del Bosque. De hecho, en el primer partido del Mundial se adelantaron por mediación de Xabi Alonso desde el punto fatídico tras un derribo en el área a Diego Costa, la acción más decisiva del ariete de Lagarto. El punto de inflexión llegó con el fallo de Silva. A la media hora de partido, con España ya por delante en el marcador y con un juego aceptable, Iniesta dejó solo al canario con un pase medido al alcance de muy pocos. El ‘citizen‘ se plantó mano a mano ante Cillesen, en lo que pudo haber sido el 2-0 y la puntilla. No obstante, el meta frustró su vaselina y nos empujó por una pendiente resbaladiza de la que únicamente hemos podido levantarnos ante Australia, en un partido que ni siquiera hizo falta jugar.

van_persie

Foto: Los Andes

En una jugada aislada Van Persie empató el partido, en uno de los goles más impresionantes que se han visto hasta la fecha en Brasil. Blind puso un balón perfecto desde casi el centro del campo a la espalda de Piqué y Ramos; retratados durante todo el partido, y el goleador del United se elevó rematando en plancha de manera espectacular. No se volvió a saber de España, y los goles fueron cayendo. El 1-2 fue parecido al primero, balón telederigido de Blind a la espalda de los centrales y del resto se encarga Robben.

El marcador se detuvo en el 1-5 final, merced a los fallos defensivos especialmente del portero que nos hizo campeones del mundo cuatro años atrás. No tuvo su partido, y tenía enfrente a aquellos a quienes frustró en Johannesburgo. Se juntaron el hambre y las ganas de comer, y el resultado fue abultado, humillante y para nada excesivo. De Vrij, Van Persie y Robben; estos dos por partida doble, hicieron los goles de Holanda.

casillas

La reacción había de llegar ante Chile, España seguía dependiendo de sí misma, pero la impresión era la de una selección cansada y carente de intensidad. Probablemente no jugaron aquellos que llegaron mejor a la competición, se echó en falta con anterioridad a Javi Martínez, Koke o Pedro, aunque el problema fue global además de individual. Lamentablemente, no hubo indicio de resurrección frente al equipo sudamericano, al que también batimos en Sudáfrica. El partido terminó 2-0, menos abultado que el anterior, pero la sensación fue de impotencia. El equipo español apenas gozó de ocasiones y no mostró solvencia atrás, con lo que el partido quedó resuelto en la primera parte con los goles de Vargas y Aránguiz.

España fue la primera selección en eliminarse, habiéndose disputado tan solo 2 partidos. El tercero fue un encuentro que ninguna de las dos selecciones quería jugar, ambas eliminadas. Se saldó con 0-3 para España con goles de Villa; que se despidió de la Selección, Torres y Mata. Ahora es momento de pensar en una remodelación profunda. Se ha cumplido una etapa, y hay varios jugadores que superan la treintena. Xavi y Villa prácticamente dicen adiós, habiendo consumado sus respectivos contratos en ligas de competitividad menor. El futuro también está en el aire para Alonso, Reina y Casillas; aunque lo más probable es que este último continúe hasta la Eurocopa de Francia.

El futuro es esperanzador, son muchos los jugadores que llaman a la Selección Absoluta desde hace meses. Es el caso de Koke, Thiago, Isco, Jesé, quienes están llamados a liderar el proyecto español de cara al futuro. Corren tiempos de transición.

Anuncios

La Rojita se despide por la puerta de atrás

agosto 2, 2012

Tres partidos, 1 punto, 0 victorias y 0 goles marcados. Decepción olímpica. Fracaso. Muchos son los adjetivos para describir el paupérrimo campeonato del combinado de Luis Milla, incapaz de marcar un gol en tres partidos, ante tres rivales de no gran renombre. Con las estrellas españolas de vacaciones, tan solo Mata y en ocasiones Muniain eran capaces de tirar del carro. Desapercibidos en portería, flojos en defensa, sin capacidad de creación en el medio y secos arriba. Peor imposible.

Adrián remata al palo frente a Honduras

     Teníamos ganas de esta participación olímpica, la última fue en Barcelona 92′ donde Kiko, Guardiola y compañía se hicieron con el ansiado oro. Lo mismo podría esperarse de esta selección, que a pesar de haber estado mal en toda la fase de grupos, pudieron ganar todos los partidos. Ya no hay vuelta de hoja y Honduras y Japón están en la siguiente ronda. Mientras tanto, Brasil y Neymar se pasean.

No obstante, no todo son malas noticias para la delegación española, Mireia Belmonte consiguió el primer metal, plata en 200 metros mariposa. Por si fuera poco, hoy se ha clasificado para la final de 800m de mañana por la mañana. Otra española con aspiraciones a podio es Chourraut, que se está moviendo con soltura en las aguas bravas y podría darnos la segunda medalla en K-1

Mireia Belmonte enseña radiante su medalla de plata

    Hoy tendremos partidos de equipo, la selección española de waterpolo necesita una victoria frente a Australia, los del basket se enfrentan a los anfitriones y el equipo de balonmano se ha medido esta mañana a Corea del Sur.


Jornada agridulce para la expedición española

julio 31, 2012

Decepción futbolística. Tal vez veníamos demasiado crecidos por la reciente consecución de la Triple Corona, pero lo cierto es que nadie se esperaba tan pronta eliminación en los Juegos Olímpicos, ni siquiera han terminado la fase de grupos; queda un partido que es únicamente testimonial frente a Marruecos. Dos derrotas, ante Japón y Honduras, y a casa, mientras desde aquí nos relamíamos con una medalla más que asequible.

Mata se lamenta en una de las múltiples ocasiones falladas

     La pelota a veces no quiere entrar, España se topó hasta tres veces con la madera, y por si fuera poco, el árbitro fue protagonista, tragándose dos penaltis clamorosos. Eso sí, el final de los españoles acorralando al árbitro y a punto de llegar a las manos con varios jugadores hondureños sobró. Sirvió además para alimentar la polémica sobre si el fútbol debería ser o no olímpico.

   En cambio, Brasil, la gran favorita al oro, ha hecho sus deberes y ya está en la siguiente fase a falta de su último partido. Neymar impartió una clase de arte con asistencias de tacón y goles de falta. Simplemente, brutal.

    En baloncesto, Gasol y compañía empezaron genial, llegando casi al centenar de puntos frente a China, que no le sirvió la magnífica actuación de Ji Jianlian, 30 puntos. Hoy se enfrentarán a Australia con la duda de Navarro, que sufre molestias. Sin embargo, no deberían dar demasiados problemas a priori. Por otro lado, el ‘Dream Team’ avanza imperial en su camino impoluto hacia el oro. Francia, ha sido su primera víctima, cayó humillada frente a los Lebron, Kobe, Durant

Kobe felicita a Durant ante Carmelo Anthony

    Ni siquiera necesitaron un gran partido de una de sus estrellas, Kobe Bryant jugó solo 12 minutos, para doblegar a una Francia comandada por Parker. El jugador de los Spurs hizo todo lo que pudo, pero sucumbió ante un equipo no tan egoísta como parece; Lebron James 8 asistencias.

    Para terminar, Sugoi Uriarte se quedó a las puertas del bronce en judo debido a una polémica decisión arbitral que dio el premio al surcoreano por una sanción al judoka español. Y en natación se confirma que Phelps no es el que era, y que está todo más repartido que en Pekín 2008 donde se alzó con todos los oros. En esta edición no se ha estrenado, sí lo han hecho su compatriota Ryan Lochte y el francés Agnel, que ganó anoche la que dicen fue la carrera del siglo.


España cierra el círculo

julio 2, 2012

EURO 2008 – Mundial 2010 – EURO 2012 Tres torneos consecutivos, nadie en la historia lo había hecho, Panenka privó a la Alemania de Beckenbauer de hacerlo con aquel penalti que tantas vueltas ha dado en esta Eurocopa. Ya van tres veces viendo a Casillas levantar la copa al cielo, donde se acabá de coronar la mejor selección de todos los tiempos, y tres son las veces que nos hemos proclamado campeones de Europa, empatados con Alemania. En esta ocasión, no se sufrió tanto como frente ala ‘Mannschaft’ en 2008, o como contra Holanda en 2010, donde emergió la figura de Iniesta. Esta vez, fue un baño con todas las letras, bien es cierto que el combinado nacional venía más descansado que la Azzurra.

EURO 2008 (Viena) – Mundial 2010 (Johannesburgo) – EURO 2012 (Kiev)

    Del Bosque calló todas las críticas sobre el doble pivote, el falso 9, el aburrimiento del juego, la lentitud de la circulación del balón… Fue un recital, los goles no se hicieron esperar y Silva en el minuto 14 ya nos había puesto por delante llevando el delirio a todo un país que estuvo pendiente del televisor durante 90 minutos gloriosos. Nos demostraron que no se debe criticar tan a la ligera, que hay partidos difíciles que se sacan con oficio, como el de Croacia y otros que son para disfrutar, como fue el de ayer. El seleccionador tuvo un gesto bonito con Villa y Puyol, dos pilares de la selección que se perdieron la cita por lesión, fueron invitados a la calebración, a saltar al campo con los jugadores, pero se negaron; querían que todo el protagonismo fuera para los que habían participado. Vosotros dos también sois parte de este éxito, y ¡vaya parte!

     La obsesión con Pirlo desapareció de inmediato, acusado por una presión asfixiante de los jugones de arriba, tenía que ir a la línea de zagueros para gozar del contacto con la pelota. Xavi, además de cuajar el mejor partido en ataque de su campeonato particular, estuvo muy pendiente del jugador de la Juventus. Además, sus jugadores más brillantes como Balotelli, Cassano, Marchisio o Montolivo pasaron desapercibidos y fueron espectadores del fútbol primoroso de La Roja.

Balotelli desesperado, se lamenta por la dolorosa derrota

   En esta final también se produjo la mayor goleada de la historia en lo que a finales se refiere, un 4-0, también producido por los infortunios que sufrió el equipo de Prandelli, Chiellini y Thiago Motta acabaron lesionados, este segundo con los tres cambios efectuados, por lo que jugaron con 10. Corría el minuto 14 cuando enganchamos el primer balón peligroso y lo mandamos al fondo de las mallas. Iniesta metió un pase entre líneas perfecto a Cesc, que en vez de tirar, ganó línea de fondo por velocidad a Chiellini y centró atrás para la llegada de Silva; el canario remachó a la red con un buen cabezazo con Buffon vendido.

    A pesar de sufrir el primer gol, Italia le ganó la posesión a España durante la primera parte. No obstante, cuando los bajitos se hacen con la pelota se ponían a temblar. En una de esas conexiones cayó el segundo, que nació de las botas de Íker con un saque largo que amortiguó el falso 9; Cesc Fábregas. Jordi Alba recogió el esférico y se lo dio a Xavi para que inventara, mientras el hacía una carrera de 50 metros como una bala dejando atrás a todo defensa que se pusiera en su camino, el genio de Terrasa se la puso al hueco dejándolo solo frente a Buffon, el nuevo lateral de Barcelona definió como un crack culminando la mejor Eurocopa posible.

Silva celebra el primer gol de la final

    El partido ya estaba prácticamente sentenciado, Prandelli hizo cambios a la desesperada que de poco sirvieron, Casillas abortó cualquier posibilidad de peligro sacando buenas manos a centros laterales y a un remate a quemarropa de Di Natale, el único jugador que ha sido capaz de perforar la portería española en todo el campeonato. Para colmo, Thiago Motta se lesionó y al no tener recambios, dejó en inferioridad a su equipo.

Con una ventaja cómoda en el marcador y con un jugador más sobre el terreno de juego, todo se limitó a tocar y alucinar a todo el continente. Los goles siguieron cayendo, uno de Torres a pase de Xavi, gracias al cual se proclamó Bota de Oro del torneo con 3 goles y 1 asistencia. Con tres goles también había otros jugadores como Mario Gómez (Alemania), Mandzukic (Croacia), Dzagoev (Rusia), Cristiano Ronaldo (Portugal) y Balotelli (Italia). De todos modos, fue el ‘Niño’ quien se alzó con este título personal por su asistencia en la final a su compañero de equipo Juan Mata, que fue quien cerró la goleada.

Casillas alza la 3ª Eurocopa que ya ocupa nuestras vitrinas

    Cabe destacar el compañerismo de Llorente, Valdés, Juanfran, Albiol y Reina, jugadores que no han contado con la confianza del entrenador para disputar ni un minuto en toda la EURO 2012, pero que no han puesto ni una mala cara, ni un mal gesto, porque consideran un premio el simple hecho de formar parte de esta gran generación que está en las mieles del éxito y cada año se da cita con la historia, reescribiéndola con letras de oro. Porque una vez más, quién lo diría hace tan solo 4 años, somos tricampeones de Europa y campeones del Mundo. Brasil 2016, tu turno; Mundo: ¡Temblad!


La historia se repite

junio 28, 2012

Una vez más, y ya van 3 en los últimos 4 años, España llegó a la final de un torneo internacional. Como ocurrió en la EURO de hace 4 años frente a Italia, Cesc marcó el penalti decisivo tras intervenciones del ‘Santo’, del Capitán de España, de nuestro líder: Íker Casillas Fernández. Aquella vez la víctima fue Italia, que venía de ganar el Mundial, esta vez fue Portugal, quizá la gran tapada del campeonato. Nadie daba un duro por ellos y se han plantado en semifinales sin hacer ruido y a punto estuvieron de llegar a la final, una tanda de penaltis les apeó de la gesta de eliminar a una de las mejores selecciones de la historia, sino la mejor.

Íker Casillas detiene el penalti de Moutinho después del fallo de Alonso

    Durante el transcurso de los 90 minutos no hubo un dominador claro, Portugal apretó de lo lindo con una presión asfixiante que no dejó a los de Del Bosque sacar el balón jugado y trenzar jugadas con comodidad. Fruto de ello fue que el primer disparo de España fue alrededor del minuto 70, con un tiro lejano del timón del Barça y de la Selección, Xavi, que detuvo sin problemas el guardameta del Sporting de Lisboa, Rui Patricio. El atrevimiento luso merece nuestro aplauso, ‘chapeau’ para Paulo Bento que salió con todo e hizo cambios ofensivos para llevarse el partido.

    A pesar de esta presión de la que hablamos, la selección comandada por Cristiano Ronaldo, no pudo robar y salir rápido aprovechando su velocidad, porque cada vez que lo intentaron eran parados con faltas tácticas. Se notó que teníamos la consigna aprendida de que si Portugal robaba, el balón no podía llegar al posible Balón de Oro.

Bruno Alves trata de frenar a Cesc Fábregas, el gran damnificado en el once español

       No fue un partido de excesiva dureza, bien es cierto que toda la zaga portuguesa acabó con amarilla, pero el único jugador que realizó más faltas de lo normal fue Bruno Alves, desatado durante todo el encuentro. Cabe destacar el magnífico trabajo de los hombres de medio campo de Portugal; Moutinho, Veloso y Meireles estuvieron espectaculares, cortaron muchísimos balones entre líneas y jugaron la pelota con criterio.

El jugador que nos devolvió a una final de la EURO, no fue de la partida, se quedó en el banco en detrimento de Negredo, que hasta ahora había disputado 1 minuto frente a Croacia. No se entendió tampoco el cambio de Xavi, tal vez acusado por la fatiga de todo el año, y con la mirada puesta en una final que no cambiará la historia, sino que seguirá escribiéndose con letras doradas.

    La campeona del mundo no fue superior durante los primeros 90 minutos, sí lo fue cuando parecía más cansada al comenzar la prórroga. El héroe de Johannesburgo, Don Andrés Iniesta, tuvo la ocasión más clara del encuentro en la media hora adicional en caso de empate. Sin embargo, Rui Patricio abortó esa posibilidad de peligro con una estirada digna de crack. Al finalizar la prórroga, solamente quedaban los penaltis, esas penas máximas que tantas alegrías nos dan últimamente.

    Ramos culminando el tiro desde los 11 metros como lo hiciera Pirlo frente a Inglaterra, ‘a lo Panenka

    Llegó el turno de los héroes, se dice que fallan los que se atreven, y meten los campeones. Empezar mal no iba a hacer que bajáramos los brazos, y no lo hicimos con el fallo de Xabi Alonso, confiábamos en el eterno capitán, el mejor portero de la historia no defraudó, detuvo el penalti a Moutinho del mismo modo que con De Rossi en los cuartos de la EURO 2008, fuerte y a su derecha. Le tocó el turno a Iniesta, que engañó a todo el mundo, y puso por delante a la selección española.

    A continuación, lanzaron los 4 centrales de ambos equipos, Ramos y Piqué por España, y Pepe y Bruno Alves para Portugal. Pepe comenzó marcando, Piqué tranformó la pena máxima con tranquilidad y le llegó el turno a Sergio Ramos. El central de Camas había hecho un partido espectacular, y estaba esperando este momento desde que sacara el balón del estadio en las semifinales de la Champions. Mucho se cebaron con el posible mejor central del mundo, algunos dudaban de su calidad y veían el balón fuera. Pues bien, el ex del Sevilla marcó tirando ¡¡¡A lo Panenka!!! España se jugaba jugar otra final, y lo que se le ocurrió a Ramos fue asustaros a todos demostrándonos la pasta de la que está hecho.

    Nani ya había marcado, por la escuadra, engañando totalmente a Íker, cosa que no consiguió Bruno Alves, buscó la escuadra y se topó con el larguero por escasos centímetros. Los portugueses tenían pensado que Ronaldo decidiera con su 5º penalti, pero ahí estaba Cesc para arruinarles la esperanza. Todo estaba en manos de un penalti, como hace 4 años, en manos de Fábregas, como hace 4 años y no nos defraudó, como hace 4 años. Ahora toca esperar, Alemania e Italia se juegan un pase a la final esta noche. ¿Preferencias? Ninguna, nadie nos da miedo.


La suerte sonríe a Italia

junio 25, 2012

El último partido de cuartos de final de esta EURO 2012 se resolvió de la manera más dramática posible, desde el punto fatídico. Italia e Inglaterra no fueron capaces de mover el marcador inicial, primero en los 90 minutos, y luego, acabado el tiempo reglamentario, con los 30 minutos de prórroga. Tanto Joe Hart, portero del Manchester City, como Gianlugi Buffon mantuvieron sus porterías a cero. Se esperaba un partido disputadísimo, con Italia llevando el mando del encuentro y el conjunto de Hodgson haciendo contras letales con sus puñales por las bandas.

Gerrard disputa el balón con Marchisio

    Durante los 120 minutos de partido no hubo grandísimas ocasiones, Balotelli tuvo un par que debió materializar, a medida que avanzaba el encuentro los atacantes italianos intentaban los disparos lejanos con el mismo resultado, empotrados contra la defensa inglesa. De las ocasiones británicas cabe destacar un paradón de Buffon a bocajarro ante un tiro mordido de Johnson, uno de los mejores laterales derechos del torneo.

    En todo momento fue un festival de juego de Pirlo, juega, hace jugar y ¡cómo lo hace! Parece que los años no hacen mella en el excelentísimo centrocampista de la Juventus, es el pensador de Italia, todos los balones pasan por él y no deja a nadie indiferente. El combinado italiano se acordará mucho del ex del Milán cuando decide colgar las botas, un jugador de díficil sustitución.

Así se llegó a la tanda, en Inglaterra entraron de refresco Carroll, Walcott y Henderson, pero aportaron realmente poco. Por parte de Italia entraron Maggio, Nocerino; que consiguió un gol en posición ilegal, bien anulado, y por último Diamanti, que transformó el penalty decisivo.

Pirlo transforma su penalty ‘ a lo Panenka’ con una sangre fría de crack mundial

    La tanda de penaltys comenzó mal para la ‘azzura’ cuando Montolivo no fue capaz de ver puerta desde los once metros. Anteriomente habían materializado Balotelli y Steven Gerrard. Después del fallo del jugador de la Fiorentina le tocó el turno a Rooney, que de disparo cruzado batió a Buffon. A continuación, y para recortar distancias, le tocó el turno al mago de Italia, que marcó picando la bola ante la incredulidad inglesa, con los nervios a flor de piel fue capaz de lanzar la pena máxima como lo hizo Panenka en esa Eurocopa que ganó Yugoslavia.

    El siguiente fue Ashley Young, el extremo del United no tuvo suerte y empotró el balón en el larguero en su intento de marcar por la escuadra. Nocerino marcó para la ‘squadra azzura’ antes de que Buffon sirviera la clasificación a Diamanti con su parada a Ashley Cole. Finalmente, Diamanti engañó a Hart, por lo que se verán con Alemania en semifinales.


Alonso rescata a España

junio 24, 2012

Se rompió la estadística, España nunca había ganado a la selección francesa en partido oficial, ahí va la primera, y con claridad. Los galos, azotados por un vestuario donde no se controlan los egos, salieron a jugar el partido, no a ganarlo. Carcomidos por el miedo o excesivo respeto, Blanc dejó fuera a un pilar básico, como es Nasri, y dio entrada a Reveillere en el lateral derecho para poder adelantar a Debuchy a la línea de centrocampistas y contener el juego español.

Desde el principio se comprobó que apenas tenían fe en la victoria, y un requisito necesario para ganar a la campeona del mundo es el descaro, como enseñaron Portugal y Argentina, ¿respeto? Por supuesto, ¿miedo? Ninguno. Por parte de España, Vicente del Bosque optó por el recurso del ‘falso 9’, los cambios: magníficos. La entrada de Pedro dio oxígeno al equipo y fue en todo momento una referencia.

Alonso celebra el primero de sus goles frente al conjunto galo

    Benzema era un islote, nadie le servía balones, calidad le sobra a raudales, pero teniendo delante a dos de los mejores centrales del mundo, Ramos y Piqué, poco pudo hacer. Ribéry también estuvo por debajo de las expectativas, al igual que toda Francia, se esperaba un equipo queriéndole disputar la posesión a ‘La Roja’, pero los de Blanc salieron con un trivote defensivo compuesto por M’vila, Cabaye y Debuchy.

Fue un partido de pocas ocasiones, España contó con la suerte de tener una eficacia máxima, pero es evidente que la escasez de goles preocupa, y más sin Villa. Y es que esta vez tuvo que ser un hombre del doble pivote quien enseñara el camino de la victoria, Alonso. El  de Tolosa mojó por partida doble en el día en que cumplía 100 partidos con la selección absoluta.

El primer gol llegó por la banda de Jordi Alba, genial durante todo el campeonato, es de largo el mejor lateral izquierdo de esta EURO 2012, parece que lleva toda la vida en la Selección y lleva menos de 10 internacionalidades. Sin duda, el fichaje de largo recorrido del Barcelona, se asentará y será un fijo en las convocatorias del seleccionador.

Alba llegó a línea de fondo tras una gran pared con Iniesta, Debuchy tropezó y el actual lateral del Valencia la puso pasada, al segundo palo, donde apareció el centrocampista del Madrid libre de marca para rematar a gol pillando a contrapié al meta del Lyon, Lloris. A partir de ese momento, España se dedicó a tocar y no volvieron a inquietar la meta del galo hasta la aparición del eléctrico Pedro que rompió la cadera de Rami con una majestuosa bicicleta y fue arrollado por Reveillere. El árbitro, muy bien, todo hay que decirlo, pitó la pena máxima que nuevamente Alonso se encargó de transformar.

Ahora espera Ronaldo en semifinales, sin olvidar a gente como Nani o Moutinho, son el último escollo antes de la gran final que se jugará en Kiev el 1 de Julio.